Desplazarse hacia arriba
Inicio de sesión

Inicio > La cuenca > Sequías y Avenidas
Volver

Sequías y Avenidas

    A continuación se describen algunos aspectos relativos a fenómenos hidrológicos extremos: avenidas y sequías. La sequía es un fenómeno que puede definirse como una disminución coyuntural significativa de los recursos hídricos durante un período suficientemente prolongado y afectando a áreas extensas. A diferencia de las avenidas, tiene un carácter lento y progresivo de tal manera que, cuando se manifiesta de manera evidente, ya se está de lleno en ella. La causa inicial de toda sequía es la escasez de precipitaciones (sequía meteorológica) lo que deriva en una insuficiencia de recursos hídricos (sequía hidrológica) necesarios para abastecer la demanda existente. Por ello, no hay una definición de sequía universalmente aceptada, pues difiere de un lugar a otro, e incluso cada usuario del agua tiene su propia concepción.

 

Características de las sequías meteorológicas en la cuenca del Tajo

  • Es frecuente la presentación de ciclos secos hiperanuales con precipitaciones inferiores a la media.

  • Los años secos se presentan con una frecuencia algo superior a los húmedos y con menor intensidad, aunque esta tendencia no está muy marcada.

  • La duración de los ciclos es bastante variable con un promedio, ya sean secos o húmedos, ligeramente superior a los tres años.

  • No existe una correlación clara entre la duración de los ciclos y su intensidad.

  • Entre las sequías más importantes acaecidas en la cuenca destacan las que tuvieron lugar entre los años 1.943-44 a 1.944-45 (2 años con un precipitación media de 429 mm), la de 1.979-80 a 1.982-83 (4 años con una precipitación media de 514 mm), 1.990-91 a 1.994-95, tanto por su duración (5 años) como por su intensidad, ya que la precipitación media apenas alcanzó los 500 mm anuales, 2004-05 a 2008-09 con una media de 575 mm y unos valores mínimos de 401 y 500 mm en los años 2004-05 y 2008-09, respectivamente.

 

Plan Especial de Sequias

      El objetivo básico del Plan Especial de actuación en situaciones de alerta y eventual sequía de la cuenca hidrográfica del Tajo es la articulación de las medidas de control, evaluación de riesgos, organización de la toma de decisiones e implantación de medidas mitigadoras necesarias para minimizar la frecuencia e intensidad de las situaciones de escasez de recursos, así como reducir los efectos ambientales y socioeconómicos de estas situaciones extremas.

 

Sequía en la Cuenca del Tajo

     - Enlace al Observatorio Nacional de la sequía.

     - Indicadores de Sequía, a 5 de septiembre de 2017

 

Avenidas históricas 

      Los ríos de la cuenca del Tajo han generado avenidas que muchas veces se han traducido en grandes inundaciones, provocando éstas daños e interferencias en el normal desenvolvimiento de sus habitantes llegando a producir muertos y cuantiosas pérdidas materiales. En la cuenca del Tajo hay catalogadas más de 65 avenidas con inundaciones a lo largo del siglo pasado. Del análisis de dicho catálogo merece resaltar varias cuestiones:

- Que se han producido daños por inundaciones en gran parte de los lugares donde era susceptible que se produjesen.

- Que destacan por el número de inundaciones y por los efectos de éstas, las zonas del río Tajo en Aranjuez y en Talavera, el río Jarama en San Fernando de Henares, el río Tiétar, y el río Alagón.

 

     En los últimos dos mil años ninguna avenida ha sido capaz de superar la capacidad del puente de Alcántara, estimada en unos 22.000 m3/s, y derribarlo, llegando las más grandes hasta cubrir los ojos del puente.

     Entre las avenidas históricas de este siglo destacan las siguientes: las del 16 al 22 de febrero de 1936, la del 22 al 26 de enero de 1941, la del 3 al 6 de marzo de 1947, la del 1 al 14 de febrero de 1979 y la de noviembre de 1997.

     Los riesgos por inundación se han visto reducidos como consecuencia de las regulaciones efectuadas en los grandes ríos de la cuenca, así, ciudades como Aranjuez y Talavera que estaban sufriendo con gran frecuencia los efectos de las inundaciones han comprobado cómo el período de recurrencia de éstas ha aumentado considerablemente. Después de la construcción de los embalses de Entrepeñas y Buendía, y gracias al efecto regulador y laminador de avenidas de estos embalses, Aranjuez no ha vuelto a sufrir inundaciones a causa de crecidas del río Tajo. También Talavera de la Reina se beneficia de las regulaciones realizadas en los ríos de aguas arriba, especialmente el Tajo, Jarama y Alberche.

 

Información adicional sobre zonas inundables

     El visor cartográfico de zonas inundables, es una aplicación informática que permite a todos los interesados visualizar, sobre mapas catastrales y fotografías aéreas, entre otras opciones, los estudios de delimitación del Dominio Público Hidráulico (DPH) y mapas de zonas inundables de todo el territorio nacional. Esta información puede visualizarse opcionalmente sobre otras capas de información geográfica del usuario, mediante el empleo de servicios wms. 

     Mediante el mapa de caudales máximos de la cuenca del Tajo, integrado en un sistema de información geográfica, es posible consultar una estimación de los caudales máximos en régimen natural asociados a distintos periodos de retorno en toda la red fluvial, de carácter orientativo para su aplicación en los estudios necesarios en:

     - Expedientes de autorizaciones en DPH y zona de policía.

     - Dimensionamiento de obras transversales de drenaje.

     - Estudios de determinación de zonas inundables.

     - Delimitación aproximada del dominio público hidráulico.